Definiendo un estilo: Qué es la decoración nórdica? Una mezcla de Forma y Función

Definiendo un estilo: Qué es la decoración nórdica? Una mezcla de Forma y Función

Cada vez es más habitual hoy en día encontrar en las casas diferentes estilos de decoración. Decorar las casas ya conforme a los gustos personales de cada uno, ha ido variando con el paso del tiempo y cada vez es más habitual encontrar un estilo definido en los hogares. Esto tiene muchas ventajas.

 

En primer lugar, estamos hablando de un estilo definido, es decir, es mucho más sencillo el poder tener a juego tanto el mobiliario, como el salón o los suelos. De esta forma, si te gusta un estilo en particular, bastará con seguir una serie de indicaciones, que puedes encontrar en diversos artículos, en donde podrás conocer todos los detalles en las diferentes tendencias.

 

En esta ocasión, vamos a ofrecerte nuestra pequeña guía con la cual, puedes disfrutar de uno de los estilos de decoración que más éxito está teniendo en los últimos años, el estilo de decoración nórdica.

 

Principios del estilo de decoración nórdico

Los países escandinavos y del norte de Europa en general, son una serie de países que por circunstancias del clima, pasan una gran cantidad de tiempo en casa. En este sentido, tratan con mucha precaución y cuidan con mucho cuidado y al detalle, cada uno de los aspectos en la decoración de sus casas.

 

El objetivo de esta decoración, es la de transmitir paz y relajación a través de los colores, en especial los tonos más neutros y tranquilos, por lo que como veremos más adelante, la elección de los tonos atenuados, será una constante en cada uno de los espacios de estas casas.

 

Al pasar la mayor cantidad de tiempo en sus casas, se tratan de unos ambientes muy hogareños y acogedores, un diseño caracterizado por la simplicidad, mezclado con claridad y calidez, haciendo que la estancia en la casa, sea lo más agradable posible.

 

Para poder conseguir esta calidez, los aspectos más importantes que tiene son los colores atenuados y la sencillez y funcionalidad de los muebles. Todos los objetos de la casa tienen una función y algunos de ellos, van más allá que la propia para decorar. Vamos a ver poco a poco cada uno de estos aspectos, para comprender más de cerca como funciona esta decoración y ver como la podríamos aplicar a nuestra casa.

 

 

El estilo nórdico y los colores atenuados

El color es uno de los aspectos más importantes dentro de cada decoración y en este caso, en la decoración nórdica, no podría ser menos. En este sentido, si imaginamos una casa con una decoración nórdica, se nos viene a la mente un montón de colores claros, en su mayoría blancos y de una gran sencillez.

 

Este blanco, además de utilizarlo en las paredes, también es habitual encontrarlo en diferentes materiales o también en los muebles. El objetivo del mismo, es ofrecer elegancia y una buena dosis de equilibrio a los espacios, siempre teniendo en cuenta que lo que se está buscando es que la persona se encuentre cómoda en la estancia.

 

Pese a que se utilizan una buena cantidad de colores más allá del blanco, siempre que estos sean en base al mismo estilo, es decir, neutro o atenuado, lo habitual es la monocromía, es decir, elementos de un mismo color. En este sentido, es difícil encontrar diferentes elementos de varios colores, independientemente de que se trate de una terraza nórdico o de la moda cocina. Todo seguirá una misma línea, en busca de la relajación del habitante de la casa.

 

 

Bienestar y ambiente positivo, rodeado de naturaleza

Además de estos tonos blancos, muchas veces también es habitual encontrarse con otro estilo de colores, que pese a ser diferentes comparten ciertas similitudes y características, por lo menos en cuanto a lo que la relajación se refiere.

 

De esta forma, nos encontramos con algún tono verde, que trata de reforzar la conexión que existe con la naturaleza, en donde además, en estas decoraciones, los muebles suelen contar con diferentes acabados en madera y es habitual encontrar toda una serie de referencias a la esta naturaleza, como puede ser también diferentes accesorios o cojines de madera. Además de esto, también es habitual en más partes del mobiliario, como pueden ser las mesas decoración o una mesa de comedor y por supuesto, también sus sillas.

 

decoración nordica con plantas

Fuente: http://www.home-designing.com/2011/11/a-scandinavian-beauty

Lo que sí que hay que tener en cuenta, es que este tipo de verde, tiene que ser un verde fresco, huyendo de colores más estridentes. A parte del verde, también hay otra serie de colores que resulta habitual en este ambiente escandinavo, como son los rosas, azules o incluso amarillos, pero eso sí, siempre en su versión pastel.

De esta forma, tratan de aportar un aire mucho más relajante y despreocupado y suelen ser comunes en el dormitorio o en alguna habitación infantil.

 

Estos colores, que muchas veces terminan fusionando tanto muebles como paredes, consiguen crear una atmósfera mucho más relajada y también tienen con finalidad potenciar la luz en todos los espacios de la casa, sobre todo, la natural.

 

Esto es un aspecto bastante habitual entre todos los diseños del norte, debido a que como hemos dicho antes, por circunstancias climáticas, los días suelen ser bastante fríos y apagados, además de contar con escasas horas de luz, por lo que en este sentido, se trata de aprovechar al máximo todo lo que se pueda, de forma que se pueda encontrar una estancia mucho más iluminada de lo habitual, contribuyendo los colores, en buena medida a esta iluminación.

 

 

La importancia de la iluminación en el estilo de decoración nórdico

En base a la búsqueda de esta iluminación, muchas veces se prescinde de cortinas en las ventanas o de haberlas, los materiales textiles utilizados suelen ser mucho más ligeros para ayudar a que la luz natural penetre en las habitaciones.  Como muchas veces esto depende también del propio clima, la iluminación artificial también suele tener bastante importancia en este estilo de decoración.

 

Muebles para el Comedor estilo nordicoEn cuanto a esta iluminación artificial se refiere, lo más recomendable y característico, es contar con luz blanca que cuente con bastante potencia para obtener una iluminación generalizada, no queremos que haya lugar a sombras dentro de la estancia. Para ello, las lámparas que más se suelen utilizar, son aquellas que tienen una vertiente un poco más industrial, estilo foco y de aspecto metálico, que cuenten con unos colores que parezcan desgastados pero que no rompan con ello la monocromía del hogar.

Además de estas lámparas industriales, también hay alguna vertiente algo más natural, en la que se apuesta por lámparas de elementos naturales, creadas normalmente por mimbre o bambú.

 

 

Los muebles en el estilo nórdico

Como hemos visto, muchos de los muebles del estilo nórdico suelen tener diferentes acabados en madera, tratando de resaltar la importancia que tiene para ellos la naturaleza en su estilo de decoración.

Además de estos muebles, también adquiere gran importancia el suelo de la estancia. De esta forma es habitual encontrar toda una serie de accesorios, como por ejemplo pueden ser las alfombras que además de contar con un aspecto funcional, también cumplen una importante función decorativa. Esto es sencillo, debido a que estas decoraciones nórdicas, suelen estar inspiradas en climas fríos y las alfombras tratan de aportar algo más de calor al hogar.

Estas alfombras, no suelen ser unas alfombras cualquiera y básicamente, lo habitual suele ser encontrarse con una serie de diseños en donde prima la importancia de la geometría. En este aspecto, es habitual encontrar una gran repetición de triángulos, cuadrados o incluso rayas en zig-zag. Además de encontrarse en la alfombra, esta geometría también tiene una gran importancia dentro de los muebles, puesto que recordemos, lo que estamos buscando con este estilo decorativo, es encontrar un toque de paz y relajación, por lo que todas las formas que invitan al desorden, no tienen cabida en el diseño nórdico.

 

Almacenamiento optimizado y organizado oculto

El estilo nórdico también se caracteriza por el minimalismo. De esta forma, es habitual no encontrarse en el interior toda una serie de armarios o muebles en donde guardar todo tipo de cosas. En este sentido, es habitual que los muebles de los que se disponga, tengan el almacenamiento completamente optimizado, de forma que podamos guardar la mayor cantidad de cosas posibles, sin tener que recargar la estancia con toda serie de organizadores o armarios.

decoración nordica para la cocina

Fuente: http://www.home-designing.com/modern-scandinavian-style-home-design-for-young-families-2-examples

Lo que se busca con todo esto, es primar el espacio de las habitaciones, algo bastante importante y necesario sobre todo cuando estamos dando tanta importancia a la luz que pueda entrar desde el exterior. Además de esto, también es habitual encontrar diferentes compartimentos ocultos, dedicados al almacenamiento secreto de diferentes bienes. En este aspecto, es habitual por ejemplo si la casa dispone de escaleras, encontrar escalones secretos en donde se pueden guardar por ejemplo los libros, u otros compartimentos ocultos a simple vista entre las paredes, que no recargan a estas habitaciones en absoluto.

Muebles sencillos pero elegantes

La redundancia en cuanto al aprovechamiento de la estancia se refiere, termina por aportarnos una serie de muebles sencillos pero que a la par, son importantes y elegantes. Como hemos visto, los acabados en madera por ejemplo, delatan el detalle en particular que se tiene sobre este tipo de muebles y su importante labor a la hora de vestir una habitación.

Cocina decoracion estilo escandinavo

fuente: https://barbdelollis.com/24-inspiring-contemporary-scandinavian-design-photo/

Lo mismo sucede por ejemplo con las cocinas, en donde sigue siendo habitual apostar por el color blanco y en donde los muebles cumplen esa función práctica tan necesaria, en ese lugar de la casa.

 

Diseño enfocado a la cultura Hygge

El Hygge es uno de los secretos de la felicidad propio de los países nórdicos como Dinamarca y que cada vez está llegando a más lugares de Europa. Básicamente consiste en encontrar la felicidad, tanto a solas, como en compañía, dentro de las pequeñas cosas.

decoración hygge

Fuente: https://clemaroundthecorner.com/2016/12/23/hygge-tendance-deco-et-art-de-vivre/

Para ello es importante encontrarse a gusto en el hogar, en donde nos podemos poner cómodos viendo una película o disfrutando de una cena con los amigos. En este sentido, se trata de un aspecto muy acogedor y que busca encontrarse a gusto en estos ambientes hogareños, de ahí que el estilo nórdico tenga tan en cuenta todos estos detalles, tratando de ajustarse en buena medida con todos sus aspectos, a la felicidad de las personas dentro de la casa, contribuyendo a los aspectos anteriormente mencionados como la relajación y tranquilidad.